Cala Mesquida Beach

Cala Mesquida Beach

Cala Mesquida Beach es una atracción turística que no puedes dejar de visitar durante tus vacaciones en Mallorca. Esta increíble playa, ubicada en un entorno natural impresionante, te ofrece una experiencia única en un paraíso junto al mar Mediterráneo.

Imagina pisar la fina y suave arena blanca, mientras disfrutas de la fresca brisa marina que acaricia tu rostro. Las aguas cristalinas de un azul espectacular te invitan a sumergirte y explorar el fascinante mundo submarino que se esconde bajo su superficie.

Esta playa es conocida por su belleza natural y sus vistas panorámicas impresionantes. Desde la parte superior de las escaleras que dan acceso a la arena, podrás admirar las majestuosas dunas que rodean la cala, creando un paisaje de ensueño.

Una de las razones por las que Cala Mesquida Beach es tan popular entre los visitantes es su tranquilidad. Aunque en temporada alta puede haber cierta ocupación, existe espacio suficiente para disfrutar de la playa sin agobios.

Además, a diferencia de otras calas de Mallorca, cuenta con un amplio estacionamiento cerca, lo cual es una comodidad añadida.

Si decides pasar más de 3 horas en Cala Mesquida Beach, encontrarás servicios que harán tu visita aún más agradable. Podrás alquilar tumbonas para relajarte y tomar el sol, y disfrutar de bebidas refrescantes en el chiringuito de playa.

Además, hay un restaurante cercano donde podrás degustar la deliciosa gastronomía local.

Esta playa es un paraíso para nadadores y entusiastas del snorkel. Sus aguas claras y limpias te permitirán explorar el mundo submarino con facilidad.

No te sorprendas si encuentras una gran variedad de peces nadando a tu alrededor. La práctica del snorkel junto a las rocas que delimitan la playa es una verdadera experiencia en Cala Mesquida Beach.

Para los amantes de los paseos y la aventura, hay un sendero que conduce a Cala Agulla, una cala cercana igualmente hermosa. Este recorrido, que no es ni muy largo ni muy complicado, te brindará la oportunidad de disfrutar de más vistas panorámicas espectaculares y de descubrir aún más la belleza de la costa de Mallorca.

Cala Mesquida Beach es un lugar muy recomendado por los locales y visitantes de la isla. La combinación de su belleza natural, aguas cristalinas, arena blanca y ambiente familiar la convierten en un destino perfecto para disfrutar de un día tranquilo en la playa.

Antes de irte, no olvides maravillarte con un hermoso atardecer en esta playa. El paisaje se vuelve aún más mágico y podrás disfrutar de un momento de total tranquilidad, ya que la mayoría de los turistas se retiran a sus hoteles y la playa queda prácticamente desierta.

En resumen, la belleza de Cala Mesquida Beach te dejará sin palabras. No pierdas la oportunidad de disfrutar de sus aguas cristalinas, su arena blanca y la tranquilidad que ofrece.

Tanto si deseas relajarte bajo el sol, explorar el mundo submarino o simplemente contemplar el espectáculo de la naturaleza, esta atracción turística te brinda una experiencia inolvidable en Mallorca.¡No te la pierdas!

Cala Mesquida Beach: preguntas frecuentes

Cala Mesquida Beach es una cala preciosa con aguas cristalinas y un azul espectacular. Es recomendable llegar temprano debido a que el área se llena rápidamente. Cuenta con un chiringuito y puesto de salvavidas. Es aconsejable llevar una sombrilla, aunque también hay vendedores antes de entrar.

Cala Mesquida Beach cuenta con una excelente playa de arena muy fina y buenas vistas. El acceso se puede realizar a través de las dunas o bajando unas escaleras. Hay un par de aparcamientos de acceso, pero pueden llenarse en verano debido a que no son muy grandes. Antes de Semana Santa, no estaba abierto casi nada, lo que permitió disfrutar de la playa casi solos. Es perfecta para pasear y tiene bonitos alrededores.

Desde las escaleras de bajada a la arena se pueden apreciar vistas impresionantes de todas las dunas. Las olas en el agua no son muy grandes, pero se pueden encontrar. Al entrar, el agua cubre rápidamente hasta la cintura. Recorrer el sendero hasta Cala Agulla es sencillo y no muy largo. Al inicio de este recorrido, es común encontrar nudismo. La arena y el agua de Cala Mesquida Beach son espectaculares. Es más una playa que una cala. Definitivamente, un lugar para volver.

Cala Mesquida Beach es una playa extensa con aguas cristalinas. A principios de septiembre, la ocupación es media. Existe un parking cercano a la playa. Es frecuentada por muchos turistas italianos.

Cala Mesquida Beach es una zona muy tranquila y familiar. Es fácil aparcar a una distancia razonable. Cuenta con servicios como tumbonas, chiringuito, bar y una pequeña tienda cerca de la playa. El mar Mediterráneo a veces tiene oleaje parecido al Atlántico, lo cual resulta muy agradable. Practicar snorkel junto a las rocas que delimitan la playa es una auténtica gozada. Además, ofrece servicio de socorristas hasta las 10 de la noche. Se recomienda visitarla al atardecer, cuando la playa queda casi desierta y se puede disfrutar del paisaje y las aguas en total tranquilidad.

Cala Mesquida Beach es una bonita playa con aguas cristalinas y peces. La extensión de arena es amplia, lo que facilita encontrar sitio fácilmente. Si bien no es de las mejores calas de Mallorca, sigue siendo un lugar agradable para visitar. Es posible aparcar sin pagar si se llega relativamente pronto.

Cala Mesquida Beach es un sitio espectacular con aguas cristalinas. Dispone de aparcamiento gratuito y de pago. Además, cuenta con un restaurante en la misma playa.

El agua de Cala Mesquida Beach es magnífica, con un color turquesa que te traslada al Caribe. Tiene una temperatura ideal para disfrutar de un baño tranquilo, nadar y tomar el sol. Es una cala muy apropiada para pasar un magnífico día de playa.

Cala Mesquida Beach es recomendada por los mallorquines como una muy buena elección. Es una playa familiar con arena blanca y aguas cristalinas, ideal para pasar el día. Cuenta con un chiringuito y un restaurante muy cerca. Además, dispone de servicio de socorrista.

Cala Mesquida Beach es una playa muy grande y limpia. El acceso se realiza caminando desde un aparcamiento a unos 200 metros. Cuenta con socorristas y un chiringuito. La arena es blanca y el agua es clara, aunque es bastante plana y es necesario adentrarse mucho para que cubra. Se puede practicar snorkel, aunque en una reseña mencionan no haber visto peces. La única mejora mencionada es que los aseos estaban cerrados, posiblemente debido al COVID-19.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio